Publicado el 30 diciembre, 2013 por Prensa Alcaldia de Baruta en Breves
 
 
 

EN BARUTA LAS MASCOTAS CUENTAN

proteccion animal
proteccion animal

Baruta, 30 de diciembre de 2013. Con la inauguración Centro de Protección Animal de Baruta por el alcalde Gerardo Blyde las mascotas de los vecinos de este municipio encontraron un espacio de calidad único en Venezuela, el cual, en apenas en cinco meses de funcionamiento, ha atendido a más de 4.900 animales.

Este centro, ubicado en La Tahona, presta diversos servicios para los baruteños, entre los que destacan, consultas veterinarias, aplicación de vacunas séxtuples y antirrábicas, cirugías de esterilización, desparasitación, adopciones y atención de denuncias por maltrato o alertas de animales en situación de calle.

Enrique Montbrun, director de Salud Baruta, aseguró que, luego de inaugurado el espacio, las estadísticas de atención aumentaron significativamente. “Antes realizábamos jornadas de esterilización una vez a la semana, hoy son parte de nuestra práctica diaria, ya que contamos con los equipos y el espacio idóneo, ahora el propietario solicita su cita y listo”.

En estos pocos meses se han realizado más de 8.000 consultas veterinarias, 218 adopciones (96 perros y 122 gatos), se han aplicado más de 1.200 dosis de vacunas -entre séxtuple y antirrábica- y se esterilizaron 679 perros y gatos.

Montbrun explicó que uno de los pilares fundamentales de Protección Animal Baruta es promover la tenencia responsable de mascotas, para lo cual el equipo de veterinarios y voluntarios organiza charlas con propietarios y estudiantes de escuelas municipales, en las que hacen énfasis en la responsabilidad que implica tener un animalito en casa.

Para el alcalde Gerardo Blyde “los animales cuentan”, es por eso que también fue rehabilitado el parque de mascotas ubicado en Vizcaya, gracias a una alianza entre la Alcaldía de Baruta y la marca de alimentos para perros Dogurmet.

La instalación cuenta con un circuito de entrenamiento canino de nivel cinco de dificultad, que permite a los vecinos iniciar a sus perros en rutinas de ejercicios, así como un amplio espacio engramado y cercado para la seguridad y el libre esparcimiento de los animales.